¿Cómo le enseño a mi perro a hacer sus necesidades en el mismo sitio?

De octubre 29, 2020 Todo

Educar al cachorro a hacer sus necesidades en un solo lugar es a menudo el primer desafío para un nuevo dueño,  pero el proceso no tiene que ser estresante ni para el humano y tampoco para el animal.

Gracias a la madre naturaleza ésta es una situación en la cual contamos con su ayuda. Cuando los cachorros nacen, comen y hacen sus necesidades la madre siempre los limpia. Nunca se percibe olor de la orina o heces donde los cachorros comen, duermen y viven. Cuando crecen, aprenden a usar áreas externas imitando a su mamá.

Así, todos los perros se condicionan a nunca usar sus guaridas como baño. Desde los dos a los cuatro meses de edad, la mayoría de los cachorros aprenden el concepto de entrenamiento para hacer sus necesidades afuera con bastante facilidad, eso se da, en parte, por su reloj biológico.

Un factor positivo que ya está incorporado en el perro es que el tracto digestivo canino es muy rápido y eficaz. De cinco a 30 minutos después de que el cachorro coma, querrá defecar. Por lo tanto, con un horario de comidas consistente y tu atención al reloj, tu cachorro puede mantener idas regulares al baño.

En los primeros días de adiestramiento, también debes asegurarte de que el cachorro cuente con un lugar para hacer sus necesidades donde se sienta seguro, un lugar que se vea y huela conocido. ¿Has notado cómo los perros a menudo hacen sus necesidades en el mismo lugar en que lo hicieron antes? La razón es porque el olor actúa como un disparador, por eso te será muy fácil que se acostumbre a hacer sus necesidades fuera de la casa donde hay olor de otros perros.

Establece una estructura y síguela. Ubica el sitio en que tu cachorro debe hacer sus necesidades y todos los días en la mañana llévalo al mismo sitio, a la misma hora. Haz lo mismo a cada tres o cuatros horas y 20 minutos después de la comida. Además, si estuvo durmiendo por un par de horas, cuando despierte querrá ir al baño. Es sumamente importante que seas consistente durante todo el proceso para que el cachorro pueda incorporar el nuevo hábito.

Cuando tu cachorro haya hecho sus necesidades con éxito es importante recompensar su buena conducta. No es necesario que sea una celebración enorme y ruidosa, una simple aprobación tranquila o una golosina pueden hacerle llegar el mensaje de que ha realizado un buen trabajo.

No castigues a tu perro por un accidente, ni hagas nada que pueda crear en él una asociación negativa con sus necesidades fisiológicas. Permanece tranquilo y positivo, y lleva al cachorro calmadamente al sitio donde quieres que vaya y pon mas atención a este proceso durante la primera semana, si eres consistente él o ella lo harán solos!

Déjanos tu comentario

CONTÁCTANOS
Maulen 300 , Parque Industrial Buenaventura, Quilicura.
Email: [email protected]