¿Cómo preparar a tu mascota para los fuegos artificiales?

De diciembre 7, 2021 Actualidad, Blog

¿Por qué las mascotas reaccionan tan mal a los fuegos artificiales? 

Debido a que su audición es tan aguda, las mascotas pueden percibir los fuegos artificiales y cualquier otro ruido fuerte inesperado con mucho stress. Los fuegos artificiales se disparan a intervalos irregulares, sin ningún aviso y sin forma de saber cuánto durarán los silbidos y las explosiones. Todo esto crea desorientación, ansiedad y angustia. 

Afortunadamente, esta reacción no es inevitable en todas las mascotas. Es posible ayudar perros y gatos a acostumbrarse a los ruidos fuertes de forma de que lleguen a tener una respuesta más tranquila. Se necesita paciencia y perseverancia, pero vale la pena el esfuerzo. La recompensa es una mascota feliz y calmada que puede soportar la experiencia de escuchar fuegos artificiales sin sentirse angustiado y ansioso.  

 

¿Qué es la desensibilización? 

Desensibilización en perro y gatos es la reducción gradual, y a lo largo del tiempo, de la reacción a una fuente de ansiedad, y el reacondicionamiento es el cambio de una reacción emocional, de negativa a positiva, a una fuente de ansiedad. 

Con los fuegos artificiales, este proceso involucra la exposición por algunos meses de tu mascota a sonidos grabados de fuegos artificiales. Empieza a un volumen muy bajo y luego ve gradualmente subiéndolo.  Para obtener mejores resultados, recomendamos empezar al menos 6 meses antes. 

 

Lo que necesitarás 

Antes de empezar, asegúrate de tener lo siguiente: 

  • Un refugio seguro: un lugar tranquilo y silencioso donde realizarás la desensibilización y reacondicionamiento  – decide cúal será el lugar semanas antes de empezar. Quizá quieras utilizar un spray de feromonas (indicadas para gato o perro), para ayudar a aliviar el stress y ansiedad. 
  • Grabaciones de audio de fuegos artificiales.  
  • Algunos de los snacks y juguetes favoritos de tu perro. 
  • Tiempo para dedicarle a este entrenamiento: se necesitarán varias sesiones a la semana. 

 

Cómo desensibilizar a tu perro o gato de los ruidos fuertes 

  1. Cuando tu mascota se encuentre en el refugio seleccionado, pon a sonar la grabación de ruidos de fuegos artificiales a un volumen muy bajo. Tan bajo que tu mascota prácticamente no tenga ninguna respuesta y/o reacción o que su respuesta sea  simplemente un giro hacia la fuente de sonido. Esa reacción solo debe durar 10 a 30 segundos. 

 

  1. Luego de cada ruido en la grabación, y a modo de cambiar la reacción emocional de tu mascota, arroja un trozo muy pequeño (del porte de una arveja) de su snack favorito al piso frente a él. 

 

  1. Una vez que deje de mostrar signos de ansiedad frente al ruido y haya sido capaz que involucrarse en otras actividades aún con la grabación sonando, puedes subir un poco el nivel del volúmen. Dale a tu mascota unos 10 a 30 segundos para que se acostumbre a este nuevo volúmen, y luego comienza a interactuar ofreciéndole sus snacks o juguetes luego de cada sonido fuerte.  

 

  1. Cuando tu perro ya se maneje bien con el volumen seleccionado, sigue variando el nivel un poco más. Que la regla general sea que éste vaya aumentando, pero también vuelve a bajarlo en momento, ya que esto te dará una mejor respuesta. Anda muy lento, mientras más tiempo te tomes, más posibilidades de que tengas resultados positivos.  Sigue hasta que puedas tener el volumen de la grabación tan fuerte como los fuegos artificiales de verdad. Siempre premia el comportamiento tranquilo de tu mascota luego de cada sonido fuerte, utilizando palabras de felicitación, dándole de sus snacks y ofreciéndole sus juguetes – esto reforzará el comportamiento correcto y deseado. 

 

Como cualquier cambio de comportamiento, puede ser desafiante el ayudar a tu mascota a que responda de forma distinta a los fuegos artificiales. Sin embargo, entrenar a tu mascota a reaccionar más calmadamente a ruidos fuertes, significa que esos momentos como el Año Nuevo, tormentas eléctricas, etc., pueden volverse menos estresantes para ellos – y para ti. Si aun después de todo el trabajo, tu mascota sigue mostrando una respuesta ansiosa, no te preocupes, es normal y existen otras cosas que puedes hacer para bajar esa ansiedad aún más, debes consultar a tu Médico Veterinario.  

Déjanos tu comentario

CONTÁCTANOS
Maulen 300 , Parque Industrial Buenaventura, Quilicura.
Email: [email protected]